24.8 C
La Costa
jueves, febrero 9, 2023

Edgardo Aló: “Todavía no tuve ninguna notificación sobre dónde irá a vivir Tablado”

Edgardo Aló sostuvo que no tiene aún  “ninguna notificación” sobre la posible decisión del femicida Fabián Tablado de desistir radicarse en San Clemente de Tuyú, y volvió  reiterar, que la distancia del domicilio que pretende tener en La Costa “está dentro del perímetro de su restricción y se tendrá que ir a otro lado”.

En declaraciones a FM La Marea, el padre de Carolina Aló, sostuvo: “No hay novedades sobre si Tablado aun pretende ir o no a La Costa. Hasta ahora hablé con mi abogado y no recibió nada, y yo soy el que recibe automáticamente toda la información del Servicio Penitenciario Nacional de sus movimientos”.

Asimismo, agregó: “La última información que tuve fue del jueves y allí sostuvieron que Tablado ya no estaba en Córdoba, que estaba radicado momentáneamente en Santa Fe y que el juez lo intimó a que declare si este domicilio es definitivo o no”.

“No creo que se quede allí porque ya dijo que el lunes se iba de ese lugar. Está claro que no tiene domicilio a donde ir”, dijo Aló a este medio.

Luego reiteró que es muy poco probable que pueda ir a San Clemente porque la distancia esta dentro de la restricción de distancia de la perimetral que tiene con su familia y es de 300 km.

Desde el Partido de La Costa se realizaron en las últimas emanas varias acciones de apoyo a la familia Aló que incluyeron una gran movilización por las calles de San Clemente el lunes pasado, en repudio a la posibilidad de tenerlo al femicida dentro de la comunidad de la ciudad.

También hubo una presentación ante el juez de la causa que realizó el intendente de La Costa, Cristian Cardozo para impedir que viva en el partido, y la declaración de “persona no grata” por parte del Concejo Deliberante local.

Cuando tenía 20 años, Tablado fue protagonista de uno de los casos policiales más resonantes de la historia criminal argentina cuando el 27 de mayo de 1996 asesinó de 113 puñaladas a su novia Carolina Aló (17), en su casa de la calle Albarellos al 300 de Tigre.

En 1998 fue condenado por la Justicia de San Isidro a 24 años de prisión por “homicidio simple” y evitó la perpetua, y en 2013, sumó la segunda condena por amenazar a su exmujer -con quien se casó en la cárcel-, y su exsuegra, y se le unificó una pena única de 26 años y seis meses que debía agotarse a fines de 2022.

Por el beneficio de la derogada Ley del “2×1” y los cursos que hizo en prisión como “estímulo educativo”, el cómputo de la condena se le redujo y la pena se le dio por concluida el 28 de febrero de 2020, cuando abandonó la Unidad 21 de Campana y se fue a vivir a la misma casa de Tigre donde cometió el femicidio, tras lo cual violó las perimetrales que tenía con Edgardo Aló y de una impuesta hacia sus hijas mellizas y volvió a ser detenido.

NOTICIAS RELACIONADAS