31.7 C
La Costa
domingo, noviembre 27, 2022

Diputados convirtió en ley el etiquetado frontal de alimentos y una batería de proyectos

La Cámara de Diputados convirtió la noche del martes en ley el proyecto de etiquetado frontal de alimentos, ideado para advertir a los consumidores sobre los excesos de grasas, sodio y azúcares en los productos con el fin de ayudar a combatir la obesidad, la hipertensión y los riesgos cardíacos.

El proyecto sumó 200 votos a favor; 22 en contra y 16 abstenciones, en tanto que se registraron 18 diputados ausentes al momento de la votación.

El tratamiento del proyecto comenzó con una demora de más de tres horas debido a que varios legisladores, en su mayoría de Juntos por el Cambio, presentaron pedidos de apartamiento del reglamento para incluir otros temas, aunque esas peticiones en su totalidad fueron rechazadas y se mantuvo el temario acordado entre los bloques políticos.

La sesión, que se inició a las 12.35, fue observada por diferentes organizaciones de la sociedad civil que vienen solicitando la aprobación de la ley de etiquetado frontal para que la sociedad conozca los excesos de grasas, sodios y azúcares que tienen algunos productos de los alimentos.

El dictamen de mayoría prevé la incorporación en el frente de los envases de los productos ultraprocesados una etiqueta con forma de octógono negro con letras blancas que advierta el exceso de nutrientes críticos para la salud, como azúcares, sodio, grasas saturadas, grasas totales y calorías.

Además, determina que los productos que contengan entre sus ingredientes edulcorantes o cafeína tendrán que informar que su consumo no se recomienda en niñas y niños.

Por otra parte, el proyecto establece la prohibición de emitir publicidad comercial -dirigida a niños, niñas y adolescentes- de productos con sellos de advertencia.

Además, dispone que los productos que tengan más de un sello de advertencia no podrán incluir dibujos animados, personajes, figuras públicas, regalos ni elementos que llamen la atención de niños, niñas y adolescentes.

Por otra parte, determina que, ante iguales condiciones, el Estado deberá priorizar la compra de alimentos sin estos sellos de advertencia.

Tras convertir en ley el proyecto de etiquetado frontal, la Cámara de Diputados aprobó una batería de iniciativas en la última sesión antes de las elecciones generales del 14 de noviembre. Así, por amplia mayoría, el cuerpo aprobó la autorización de la entrada de tropas extranjeras para ejercicios combinados; la creación del Programa Nacional de Oncopediatría y beneficios para trabajadores viñateros. Además, dio luz verde a la ley para asistir a personas en situación de calle y dio media sanción al alivio fiscal de entidades sin fines de lucro.

AUTORIZACIÓN DE TROPAS EXTRANJERAS

Con 192 votos a favor y 2 negativos, es ley la autorización de la entrada de tropas extranjeras al territorio argentino y la salida de fuerzas nacionales para participar del Programa de Ejercitaciones combinadas durante un año.

Al fundamentar la importancia de la iniciativa en el recinto, el presidente de la comisión de Defensa, el radical Carlos Fernández, lamentó que al tratar el tema “fuera de tiempo” la situación “obliga a redoblar esfuerzos, teniendo en cuenta que estos ejercicios a veces llevan dos años de planificación”.

“Estamos aprobando 11 ejercicios de los quedan 10 porque uno ya no se pudo hacer, 6 de ellos son bilaterales con países de la región, 4 multilaterales con distintas fuerzas armadas de Sudamérica, Europa y Estados Unidos”, añadió.

Para el legislador radical, “es la oportunidad de robustecer el instrumento humano”. Desde el oficialismo, el diputado nacional Germán Martínez (Frente de Todos por Santa Fe) recordó que “se trata de una rutina institucional que permite materializar en los hechos autorizaciones que están contenidas en una autorización especifica del Congreso”.

Los ejercicios se llevarán a cabo entre el 1 de septiembre de este año y el 31 de agosto de 2022. Siete de los ejercicios serán llevados adelante por la Armada Argentina y 4 por la Fuerza Aérea y ni el Ejército ni el Estado Mayor Conjunto tienen en agenda actividades con otros países.

PROGRAMA NACIONAL DE ONCOPEDIATRÍA

Diputados aprobó y giró al Senado la creación del un Programa Nacional de Cuidado Integral del Niño, Niña y Adolescente con Cáncer con el objetivo de reducir la morbimortalidad por esta enfermedad en los menores de edad y garantizarle sus derechos.

La iniciativa fue sancionada por 226 votos que fueron aportados por el Frente de Todos, Juntos por el Cambio, los Interbloques Federal y de Unidad para el Desarrollo, Movimiento Popular Neuquino, Acción Federal y el Frente de Izquierda.

El debate fue observado por padres y madres que tienen hijos que padecen cáncer y venían reclamando la sanción de esta iniciativa y la ministra de Salud, Carla Vizzotti, quienes se ubicaron a escuchar el debate desde el palco de los invitados.

El dictamen establece la obligatoriedad de elaborar lineamientos programáticos y guías de práctica para la detección, diagnóstico y tratamiento y asistir a los centros oncológicos para que brinden una atención de calidad que respete todos los derechos de los niños, niñas y adolescentes con cáncer.

También, especifica que el Sistema Público de Salud, las obras sociales y las prepagas deberán brindar al niño, niña y adolescente con cáncer una cobertura del ciento por ciento en las prestaciones para las prácticas de prevención, promoción, diagnóstico, terapéutica y todas aquellas tecnologías que pudieran estar directa o indirectamente relacionadas con el diagnóstico oncológico.

A través de la iniciativa, se determina -además- que el Estado nacional deberá otorgar una asistencia económica equivalente al monto de la Asignación Universal por Hijo con discapacidad.

Además propone difundir y capacitar en estrategias para optimizar el diagnóstico precoz en cáncer infantil, así como gestionar el funcionamiento de la red de los centros oncológicos que atienden a dichos pacientes a nivel nacional.

También, la iniciativa establece la obligatoriedad de elaborar lineamientos programáticos y guías de práctica para la detección, diagnóstico y tratamiento y asistir a los centros oncológicos para que brinden una atención de calidad que respete todos los derechos de los niños, niñas y adolescentes con cáncer.

Por otro lado, busca capacitar a los equipos de salud a través del Programa de Becas de Capacitación de Recursos Humanos en Cáncer, y realizar un seguimiento y cuidado clínico post tratamiento oncológico.

Al abrir el debate, el presidente de la comisión de Acción Social y Salud Pública, Pablo Yedlin, afirmó que “esta es una ley muy importante y esperada por el sistema de salud. Argentina tiene aproximadamente 1500 nuevos casos de cáncer infantil por año”.

BENEFICIOS PARA VIÑATEROS

Durante la madrugada, la Cámara Baja aprobó los proyectos de un régimen jubilatorio para los trabajadores de la actividad vitícola y de una reforma del Estatuto del Contratista de Viñas y Frutales en relación con la indemnización y la mensualidad que percibe el contratista.

El proyecto sobre el régimen jubilatorio para los trabajadores viñateros se aprobó con 173 votos que fueron aportados por el Frente de Todos, los interbloques Federal y de Unidad para el Desarrollo, Acción Federal, la izquierda y la mayoría de Juntos por el Cambio, aunque hubo 22 que correspondieron a esa fuerza política.

De acuerdo a esa iniciativa diseñada por la senadora mendocina oficialista Anabel Sagasti Fernández, los trabajadores de la actividad vitícola podrían jubilarse con 57 años cuando tengan acreditado 25 años de servicios. La contribución patronal respecto de las tareas referidas será la que rija en el régimen común (Sistema Integrado Previsional Argentino) incrementada en dos puntos porcentuales.

Por otra parte, el plenario legislativo aprobó con 193 votos una modificación del Estatuto del Contratista de Viñas y Frutales donde se establece que el contratista tendrá una mensualidad mínima y se modifican las condiciones de la indemnización.

El proyecto establece que en los casos en que la “rescisión del contrato de viñas y frutales se produzca sin causa justificada y antes del vencimiento del año agrícola, el contratista debe percibir la indemnización por antigüedad aun cuando no se complete el primer año de trabajo”.

También, la iniciativa determina que “la remuneración mínima por hectárea y por año (mensualidad) debe ser fijada por la Comisión Paritaria que se crea por este estatuto”. Cada una de las doce mensualidades fijadas no puede ser, bajo ninguna circunstancia, menor a la fijada durante el período agrícola anterior, según el texto.

Asimismo, corresponde al contratista un porcentaje de la producción, que en ningún caso puede ser inferior al 15% ni superior al 19 por ciento de ésta, deducidos los gastos de cosecha, acarreo y todos aquellos comunes y normales en la comercialización de las uvas y frutas.

Según un informe, ambas iniciativas abarcan un universo total de cerca de 38 mil argentinos y argentinas, de los cuáles entre el 60 y el 65 por ciento son de la provincia de Mendoza aunque abarca también a San Luis y San Juan y Salta.

Actualmente, los contratistas cobran 10 mensualidades y a partir de la modificación pasarán a percibir 12 y conservarán el 15 por ciento de la producción que comparte en manera de sociedad con el dueño de la finca.

NOTICIAS RELACIONADAS